LA FURIA DEL CURSOR
ebook

LA FURIA DEL CURSOR

Editorial:
RBA
Materia
Novela
ISBN:
978-84-9056-219-2
Páginas:
576
Formato:
Epublication content package
Derechos eBook:
Compartir: 6 dispositivos permitidos.
DRM
Si

Gaius Sextus ha salvado la vida y el Imperio ha conseguido aplastar la amenaza antigua e insospechada de los vord, una raza extraña y parasitaria que amenaza con dominar todo el mundo de Carna. Tavi ha jugado un papel fundamental en la salvación del Primer Señor, junto con Maximus Antillar y Kitai, convertida ahora en embajadora de los marat. Tavi, a pesar de su falta de furias, se ha convertido en cursor del Primer Señor y su primer destino es una legión recién formada, donde se formará como soldado y tendrá que aplicar sus habilidades como espía para enfrentarse a una nueva amenaza para el reino: en el exterior, los terribles canim preparan una invasión de Alera, mientras en el interior, Lord Kalare está dispuesto a descargar el golpe definitivo contra sus enemigos y ocupar el puesto de Primer Señor.

Otros libros del autor

  • EL TRONO BLANCO
    ebook
    Titulo del libro
    EL TRONO BLANCO
    JIM BUTCHER

    Q. 113

  • LAS FURIAS DE ALERA
    ebook
    Titulo del libro
    LAS FURIAS DE ALERA
    JIM BUTCHER
    En el mundo de Carna, el reino de Alera es el estado más poderoso y todos sus habitantes tienen cierto dominio sobre...

    Q. 68

  • LA FURIA DEL APRENDIZ
    ebook
    Titulo del libro
    LA FURIA DEL APRENDIZ
    JIM BUTCHER
    El reino de Alera ha evitado la invasión de los marat, pero la conspiración contra el Primer Señor sigue su curso y ...

    Q. 90

  • UN PEQUEÑO FAVOR
    ebook
    Titulo del libro
    UN PEQUEÑO FAVOR
    JIM BUTCHER
    Harry Dresden está pletórico: en un año, no ha sufrido ninguna tentativa de asesinato. El mayor problema que ha teni...

    Q. 113

  • LUNA LLENA
    ebook
    Titulo del libro
    LUNA LLENA
    JIM BUTCHER
    «Se encuentran objetos perdidos. Investigaciones paranormales. Asesoría. Precios razonables. No se hacen pócimas de ...

    Q. 56