JUSTICIA GENEROSA
ebook

JUSTICIA GENEROSA. CÓMO LA GRACIA DE DIOS NOS HACE JUSTOS

Editorial:
PUBLICACIONES ANDAMIO
Materia
Espiritualidad
ISBN:
978-84-945511-0-9
Páginas:
252
Formato:
Epublication content package
DRM
No
Colección:
0

La pobreza y la injusticia son temas que han preocupado a Timothy Keller desde que empezo´ como pastor hace ma´s de treinta an~os. En Justicia generosa demuestra que aunque en el pasado era bien sabido que la Biblia es el fundamento moral de la justicia en la sociedad, las posiciones contrarias de los conservadores y de los liberales han polarizado tanto la opinio´n que ni siquiera la iglesia puede ponerse de acuerdo sobre que´ significa ?hacer justicia?. Keller examina pasajes bi´blicos clave que promueven la pra´ctica justa y desvela que solo a trave´s de una experiencia profunda de la gracia de Dios obtendremos la motivacio´n para preocuparnos de los pobres.

Otros libros del autor

  • LA CRUZ DEL REY
    ebook
    Titulo del libro
    LA CRUZ DEL REY
    TIMOTHY KELLER
    Se trata de una extensa reflexión sobre la premisa cristiana histórica de que la vida, la muerte y la resurrección d...

    Q. 80

  • EL DIOS PRÓDIGO
    ebook
    Titulo del libro
    EL DIOS PRÓDIGO
    TIMOTHY KELLER
    En este libro, Timothy Keller utiliza la historia del hijo pródigo para arrojar luz al mensaje central de Jesús: el ...

    Q. 64

  • LA RAZÓN DE DIOS
    ebook
    Titulo del libro
    LA RAZÓN DE DIOS
    TIMOTHY KELLER
    Como pastor en una zona céntrica de la ciudad de Nueva York, Timothy Keller ha reunido en este libro varios de los ?...

    Q. 87

  • EL SIGNIFICADO DEL MATRIMONIO
    ebook
    Titulo del libro
    EL SIGNIFICADO DEL MATRIMONIO
    TIMOTHY KELLER
    ?Estoy cansado de oír charlas sentimentales respecto al matrimonio. En las bodas, en la iglesia, en la Escuela Domin...

    Q. 87

  • DIOSES QUE FALLAN
    ebook
    Titulo del libro
    DIOSES QUE FALLAN
    TIMOTHY KELLER
    Muchos de nosotros poníamos nuestra esperanza en el dinero, el verdadero amor y la vida que siempre habíamos querido...

    Q. 68